VIDEO: El hondureño Garrido viene marcado por una terrible lesión que sufrió en 2015

Los milagros existen en el fútbol, o al menos hacen pensarlo hechos como la reaparición del futbolista hondureño Luis Garrido, aquel que el 17 de noviembre de 2015 sufrió una escalofriante fractura durante el partido amistoso entre su selección y el cuadro de México, en el que Javier Aquino cayó sobre la pierna derecha del volante, una imagen que inevitablemente deja sin palabras a quien la vea.

En julio del 2016 (casi ocho meses después), el futbolista pasó de correr el riesgo de no recuperar la motricidad regular de su pierna a regresar a la competición, recuperarse y hoy en día llegar a Liga Deportiva Alajuelense.

El trágico episodio que vivió Garrido en 2015 le costó la rotura de los seis ligamentos de la rodilla derecha: res ligamentos laterales, dos ligamentos cruzados (anterior y posterior) y el ligamento lateral medial. Pese al negro panorama que le rodeaba, el hondureño decidió operarse en su país con el doctor Óscar Benítez, quien de inicio vislumbraba el peor escenario para el jugador.

Cuando sucedió la citada fractura, Garrido era jugador del Olimpia hondureño, club con el que el mediocampista se vio inmerso en una batalla por reclamos de salarios.