Columna Mano a Mano de Juan Luis Hernández Fuertes

''LA PELOTA NO ES CUADRADA'' (y IV Parte)   

"Estuvimos en un grupo muy fuerte”  (Óscar Ramírez) 

Es tiempo para conclusiones, pero no llegarán en un informe: serán cortitas, orales y  subjetivas; con un montón de excusas y datos inconcretos, propios del empirismo con que se trabaja.  

Recordar cuando medio siglo atrás, se jugaba al fútbol con un balón de correílla y botas de fútbol negras, con suela y “espais” (tiras de cuero). En aquellos campos de tierra, los clavos terminaban por atravesar el cuero e incrustarse en las plantas de los pies, produciendo dolor, sangrado y heridas. 

Por otra parte,  se entrenaba todos los días lo mismo, según las instrucciones de un “Profe”, ayuno de conceptos tácticos, técnicos y físicos. que hacia lo que había visto a otros entrenadores.

También era la época en la que iban cosidos los números en la espalda de la camiseta y el escudo en el lado del corazón. Los uniformes no tenían ningún tipo de publicidad, 

Y si aquella fue una  época inculta, el tiempo no ha pasado para algunos. No es de recibo que a cambio de 10-12 mil dólares se “regale” un título, con seis meses de estudio, que .piensan- sustituye el conocimiento adquirido en  5 años, en aulas y terrenos de juego.  

Pero esa farsa se produjo. Es por eso que proliferan técnicos con metodología de hace tres décadas y se comprueba con los resultados en las canchas y las estadísticas: balones recuperados, faltas, tiros a puerta, ataques y contra-ataques, faltas, córner, tarjetas amarillas y rojas; % posesión de balón, pases perdidos, etc.

Lo que no saben los estadígrafos es que hay más de 36 principios ofensivos y no menos de 30 conceptos tácticos defensivos, según se tenga la pelota o esta sea del rival.  Y lo más importante es analizar que muchos de los conceptos tácticos y estos técnicos, no se ejecutaron o lo hicieron incorrectamente. Y sucede parecido en el manejo de la técnica individual y colectiva. En síntesis, se dejan de hacer muchas cosas y se juega a…¡NADA!

Para completar el engaño, airean la pasantía realizada en Europa. Resulta que esta consiste en irse 15 días a casa de un amigo, visitar la ciudad, monumentos y lugares típicos. Y un día se asiste a la sesión abierta al público de un entrenamiento, para al terminar acudir a una amistad y hacerse un “selfie” con Iker Casillas, Simeone o Zidane.

 La diferencia del fútbol de antes al de ahora está tecnología (no solo VAR), en  un cuerpo técnico, que maneja programas de “computo” y las tendencias futbolísticas actuales. 

Pero es una utopía. No saben algunos que la pelota no es cuadrada. 

Para: .- www.everardoherrera.com

Facebook: .- “Mano a Mano”