AUDIO: Marcelo Sarvas quiso jugar más tiempo en Alajuelense y retirarse como manudo

Resultado de imagen para marcelo sarvas

Marcelo Sarvas fue un jugador que, pese a su corto paso por el futbol tico, logró ganarse el corazón de la afición manuda, además, fue el paso que lo hizo volver a amar la disciplina, según cuenta. Este martes, el exjugador conversó con www.everardoherrera.com y Al Pie del Deporte, donde se sinceró y dejó algunos apuntes interesantes entorno a su pasaje por el balompié  de Costa Rica. 

Marcelo cuenta que siempre fue sincero en cuanto al sentimiento que le tiene a la Liga Deportiva Alajuelense, además, fue el equipo que lo hizo volver a vibrar por el futbol, ya que el calor que daba la afición manuda era completamente diferente al que recibía en Europa. También afirma que quiso volver al equipo, pero la dirigencia no dio pie a su regreso al Morera Soto. 

“Un par de ocasiones, especialmente en el último año mío que estaba en el DC United, infelizmente no se logró, porque el actual presidente Ocampo no sé si sabía de la historia mía por el equipo, y el cariño que la afición tiene por mí, en ese momento rechazó la idea de yo regresar. Eso me lastimó mucho, porque tenía la idea de jugar un tiempo más con la Liga” explica Sarvas sobre su idea frustrada sobre volver. 

Además de esto, cuenta que antes de retirarse quería jugar y buscar títulos con Alajuelense, ya que actualmente tiene 37 años, y se retiró hace dos. Explica que al llegar a Costa Rica tenía 30 años y estaba desilusionado con el futbol, y que aquí vivió una intensidad de principio a fin, desde cosas malas hasta cosas buenas, situaciones que le ameritaban volver a vivirlas en Costa Rica, sin importarle el factor económico.   

“Jamás pondría la parte económico delante de un deseo, de un sentimiento”   

Sobre el entrenador Oscar Ramírez, cuenta que le tiene mucho afecto, y que se sintió muy “tocado” con todo lo que pasó con él después del mundial, ya que considera que es una persona muy honesta y es un referente en la carrera de él, e incluso lo considera uno de los dos mejores entrenadores que tuvo en la carrera. Sobre Brasil 2014, cuenta que lo vivió con emoción y estuvo muy contentó. 

“Mi única queja con Dios, es que no nací tico, la verdad que el cariño que tengo por ese país, que todos los años regreso a Costa Rica, tengo contacto con mucha gente y yo me quedé muy contento con el mundial, principalmente por haber actuado con los jugadores que ahí jugaron y saber el trabajo que hacen en la cancha, siento que los jugadores lo merecían y lo hicieron muy bien” sobre el mundial de Brasil 2014. 

De su paso por Alajuelense destaca la amistad que le dejó con algunos miembros de la institución, donde destaca a Pablo Gabas, “Pipo” Gonzales, Patrick Pemberton, Oscar Ramírez, Paul Mayorga, entre otros. Cuenta además que, los partidos frente a LA Galaxy le abrieron la puerta para que los mismos lo firmaran y le permitieran ganar dos títulos en la MLS, además de poder desarrollarse más en Estados Unidos. 

“Aprendí mucho, crecí bastante acá e hice las licencias de entrenador aun cuando jugaba, terminé licencia A y crie muchos amigos, siempre fui muy honesto con todos donde trabaje, hoy estoy en Colorado Rapids, trabajando con la U-19 donde tengo un proyecto personal de ser profesional, primero como asistente y futuramente ser entrenador de un equipo profesional” cuenta acerca de su actualidad, y espera que la vida le permita dirigir al Alajuelense. 

Para finalizar, conversó sobre la emoción de jugar clásicos, y de toda la atmósfera que los rodea, además de la emoción de la final contra Herediano donde anotó. Agrega que con los ticos en la MLS tiene buena relación, destacando a Matarrita, Josep Mora, Watson y Saborio, con quien jugó en DC United y lo destaca como un “matador” de calidad. 

Marcelo Sarvas llegó al Alajuelense en el 2010, donde fue bicampeón y disputó la Concacaf, torneo que le permitió dar el salto al futbol de la MLS donde terminó su carrera como futbolista e inició una nueva etapa como profesional, aun en el entorno del futbol.