El Papa aprueba beatificación de sacerdote salvadoreño Rutilio Grande

Imagen

El papa Francisco aprobó el decreto que reconoce el "martirio" del sacerdote salvadoreño Rutilio Grande, asesinado en 1977 por los escuadrones de la muerte, y por lo que podrá ser proclamado beato. 

El Vaticano informó este sábado de que el papa recibió ayer al prefecto de la Congregación para la Causa de los Santos, Angelo Beciu, quien le presentó varios decretos para la beatificación entre los que se encontraba el de Rutilio Grande.

El que será nuevo beato salvadoreño nació el 5 de julio de 1928 en El Paisnal, y fue asesinado en 1977 por los escuadrones de la muerte del Ejército. La declaración del "martirio" es decisiva para la beatificación, ya que entonces no es necesario reconocer un milagro como en el resto de procesos.

Junto con Rutilio Grande también serán beatificados las dos personas que fallecieron con él en la emboscada: Manuel Solórzano, de 72 años, y Nelson Rutilio Lemus, de 15, cuando se dirigían a celebrar la eucaristía y fueron tiroteados en el vehículo donde se desplazaban al pasar por un lugar conocido como Las Tres Cruces, ubicado en El Paisnal, convertido ahora en centro de peregrinación de los fieles.

Este jesuita, conocido como "padre Tilo", era párroco en la localidad de Aguilares, 32 kilómetros al norte de San Salvador y mantenía una amistad con el arzobispo Romero, también asesinado mientras oficiaba misa en 1980.

A principios de 2019 durante su viaje a Panamá, el papa ya adelantó a un grupo de jesuitas que el proceso de beatificación procedía "muy bien". "Yo a Rutilio lo quiero mucho. En la entrada de mi cuarto tengo un marco que contiene un pedazo de tela ensangrentada de (Oscar) Romero y los apuntes de una catequesis de Rutilio", reveló el papa en este encuentro.