Las confesiones de uno de los hombres del momento del fútbol nacional, Francisco Rodríguez

El delantero de la Universidad de Costa Rica, Francisco Rodríguez, conversó para Al Pie del Deporte y www.everardoherrera.com, de su buen momento que vive en el campeonato naciones, sus retos a futuro y lo que vivió tras salir de Alajuelense.

Rodríguez que el próximo 9 de febrero estará cumpliendo 26 años, confiesa haber dejado Liga Deportiva Alajuelense tras la llegada del director técnico, Benito Floro. "Cuando llegó Benito Floro a la Liga, me quisieron bajar el salario, to en ese momento me encontraba a préstamo en la UCR, ya tenía un año, yo no estaba jugando con la Liga, y la verdad nunca jugué con la Liga, entonces llegamos a un acuerdo para finiquitar el contrato".

El sub-goleador del campeonato nacional, después de dejar a la Liga no encontró equipo, por lo que estuvo por seis meses en el programa "Guerreros" antes de llegar al club forense.

"Estaba en una actividad con el grupo de Guerreros en un colegio de Heredia, cuando me topé con varios jugadores del Herediano en aquel entonces ellos habían salido campeones y estaba Minor de asistente técnico y que conozco de la Liga, se me acercó y me preguntó si tenía equipo y yo le dije que no. Minor habló con Jafet y él me llamó me ofreció ir a  Nicaragua a préstamo, acepté y firmé con Heredia".

El delantero estuvo jugado en la primera división de Nicaragua con el Diriangén, donde Francisco confiesa que recobró la ilusión de volver a sentirse futbolista tras un corto paso por la televisión. "Allá me trataban muy bien, me daban mucho cariño y aunque no fuimos campeones cuando estuve, la gente quedó muy contenta y obviamente surgió las ganas de jugar y cuando yo vine al país, tenía que regresar al Diriangén por otros seis meses más, cuando surgió la opción de ir a préstamo a la Universidad de Costa Rica otra vez. Yo de entrada no quería ir, porque en mi primera experiencia no me fue muy bien, Farinha quien fue el que me llevó, dejó al equipo en la 5ª jornada y no me fue muy bien. Yo de entrada la verdad no quería volver, pero después Jafet me comentó los planes que tenía y gracias a Dios todo salió muy bien".

Con los universitarios, Francisco Rodríguez regresó al fútbol nacional por la puerta grande y estuvo apunto de jugar con los heredianos, pero por un tema reglamentario de FIFA, tuvo que aplazar el sueño de jugar con uno de los equipos grandes del país.

"Metí goles volví a tener protagonismo. El campeonato pasado el entrenador que inició en Heredia, Jaime De La Pava me quería en el equipo, al final las razones de porque me enviaron a préstamo nunca lo supe, pero igual lo tomé con calma y entendí que podía tener protagonismo. Entonces fui y metí bastante goles, el equipo pasó un momento difícil deportivamente el campeonato pasado, creo nos hacia falta jugadores, y ahora que iba a jugar con Herediano paso el tema reglamentario y me tocó volver a la Universidad con un equipo completamente renovado, con gente de experiencia que lo acuerda a uno y ahora es muy diferente jugar ahí que el torneo pasado".

Rodríguez se considera un jugar inteligente, que toma buenas decisiones y que no le gusta ser un delantero estético, sino, todo lo contrario tener movilidad. De igual forma, le gusta ayudar a la media cancha, para que los delanteros pueden tener la opción de estar solos contra el portero o quedar en un dos contra uno, y así que el equipo aproveché la técnica que tiene.

Sobre lo que espera para un futuro, Francisco no se hace con muchas ideas y solo piensa en seguir sobresaliendo con los universitarios y poder tener su primera llamada a la Selección Nacional, "De lo que he hablado con Jafet, ellos tiene unas ofertas para salir, por ahora yo lo que quiero es hacerme notar, tener minutos, tener bastante exposición, mí idea esta temporada era jugar con Herediano, pero por esa razón no se dio y todo pasa por algo. Ahora Heredia no inicio bien y yo en la UCR llevo cinco goles, estamos jugando un buen fútbol, la idea de Minor es buena y ahora lo que queda es tener los minutos que pueda, tener la posibilidad de estar en la selección, ahora que están convocando a gente y que el entrenador quiere ver jugadores sería algo muy bueno ser tomado en cuanta y esa es mi meta".

Para Francisco Rodríguez, la llegada de jugadores de experiencia como Cristian Montero, Gustavo Díaz, Johan Condega y Johnny Woodly, es positivo para los objetivos que se marcaron y para él especialmente el que este Woodly, ya que lo deja con mayor libertad en los partidos.

Por otra parte, se confesó haber sido liguista de niño, pero que actualmente se debe a Herediano una institución a la que le tiene cariño, que lo han recibido bien y espero llegar a jugar con ellos.

Sobre al jugar que siempre admiro fue muy claro, "Mi jugador favorito fue Floylán Ledesma, no tengo características similares a las de él, pero siempre fue mi jugador favorito, también Miso y Fonseca, actualmente puedo decir que Álvaro Saborío más que todo me fijo en los delanteros. En el ámbito internacional, veo jugadores con similitudes a mi juego, buscó videos de Álvaro Saborío, Karim Benzema, son jugadores que a pesar de ser grandes tienen buen juego con los pies, Harry Kane también y obviamente a jugadores de élite como Neymar, Cristiano Ronaldo y Messi los admiro bastante, pero me fijo más en jugadores que tengan mi estilo de juego".

Rodríguez confesó que en su época lejos del fútbol, aprovecho el tiempo para terminar su carrera en Administración de Empresas y estar en algunos negocios.

Además, quiso darle un consejo a los jugadores jóvenes para que no cometan el mismo error que el cometió en su momento. "Yo creo que les podría dar un consejo a los muchachos jóvenes, en lo que he vivido en el fútbol, creo que es muy importante a parte de los consejos tradicionales de que deben estudiar, de no meterse en vicios, mi consejo es el enfoque, yo con 20-21 años estuve en muchas cosas, pes no eran cosas malas, era el estudio, cosas del negocio, pero siempre distraen del fútbol. Mi consejo es el enfoque total en el deporte, en lo que quieren hacer, en su pasión. Yo me siento muy feliz, en Nicaragua pase cosas como no tener agua, todos los días en la casa, la comía no era muy buena, había que viajar en bus y las personas iban en el techo, cosas que nunca había vivido y a pesar de eso en Nicaragua, cuando llegue al país yo quería regresar, porque estaba haciendo lo que más quería que es el fútbol, porque la gente le agarra cariño, porque uno en la cancha se deja la vida- Cuando regrese acá fue lo que hice, tenía un gimnasio y lo deje con mi socio que tenía el 50% y solo él se lo dejo y me enfoque solo en esto cuidándome, comiendo bien, haciendo las cosas bien y creo que es el mejor resultado y premio que me ha dado la vida".

Por último, dijo poder elegir a un entrenador, ya que ha tenido muchos y de todos aprendió mucho.